CORPUS CHRISTI

Postal, principios del siglo XX.
Indudablemente, la celebración de más prestigio y más abolengo de la Diócesis de Sevilla. El motivo de esta magna fiesta de la iglesia católica se centra en la exposición de la hostia consagrada por las calles para mostrar la presencia real de Jesucristo, esto es, en carne y hueso, en la Sagrada Forma. Esta celebración tiene su punto de partida en una bula del Papa Urbano IV (1264) para conmemorar el milagro de Bolsena (1263) – un sacerdote nacido en Bohemia dudó de la presencia real de Jesucristo en la Hostia Consagrada; celebrando Misa en la Iglesia de Santa Cristina de Bolsena, y en el momento de la Consagración la sagrada hostia destiló sangre-. Con este hecho la iglesia cerraba la polémica sobre el asunto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *